Guia para el Exito!

SER HACER TENER

Escrito por laclavedelexito 08-08-2009 en General. Comentarios (9)


Leyendo el libro El cuadrante del flujo de dinero de Robert Kiyosaki, descubrí algo importante en una de sus páginas.

Élnos cuenta lo que aprendió, a través de una maestra, sobre el tema defijación de metas y cómo entender este principio le ayudó a comprenderqué debía hacer cada persona para alcanzar sus metas, y por supuesto,qué no debía hacer.

Según Robert Kiyosaki, el secreto para alcanzar con éxito nuestras metas se basaba en entender el significado de tres palabras:

SER-HACER-TENER

En donde TENER, se refiere a nuestras metas, HACER, lo que hacemos para alcanzar nuestras metas y SER, lo que somos.

SegúnKiyosaki, el error de mucha gente es que una vez que ha determinadocuáles son sus metas, o qué es lo que desea conseguir, muchas veces, susiguiente paso es hacer un listado de las cosas que debe hacer paraconseguir esas metas, pero descuidan u olvidan el principio de estaregla que es el SER.

Para ser más claros, cuando alguien tienecomo meta, por ejemplo, bajar de peso, muchas personas comienzan adesarrollar una lista de las cosas que deben HACER para TENER un cuerpodelgado y sano. Esta lista implica cosas como dietas, rutinas deejercicios, comida saludable, entre otras, sin embargo, a las pocassemanas de iniciada su lista muchas de estas personas comienzan aincumplirla y con el tiempo, simplemente, dejan de lado la meta quetenían trazada y vuelven a su punto inicial.

¿Qué les pasó? Puesel problema de estas personas es implemente que si bien tuvieron unameta y tuvieron una lista de las cosas que le ayudarían a conseguir esameta, se olvidaron por completo del SER, es decir, qué tipo de personadebían SER para alcanzar esa meta.

Es decir, una persona que legusta comer y beber en exceso, que lleva una vida desordenada sindisciplina, que odia la rutina y que asiste a fiestas hasta altas horasde la mañana, es muy difícil que simplemente siguiendo la lista delHACER, logre TENER, el objetivo que se había impuesto. Simplemente,como su SER no está de acuerdo con lo que debe HACER es muy difícil queconsiga TENER su objetivo.
Y esto se aplica en todos los aspectos de la vida, incluso en la acumulación de la riqueza, pues uno puede tener como meta ser un millonarioo tener grandes empresas, y para ello se informa hasta la saciedad delibros, documentos e investigaciones de todo tipo, pero si comopersona, es un derrochador, un deshonesto, un codicioso, con una vidadesordenada e indisciplinada, es muy poco probable que logre cumplircon sus metas y objetivos.

Es por ello que antes de HACER,primero veamos en nosotros mismos si tenemos las actitudes necesariaspara llegar a nuestros objetivos, y si no las tenemos, debemos trabajaraquellas zonas débiles y fortalecerlas y en otros casos, debilitaraquellas que nos impiden alcanzar nuestras metas.

COMPROMISO PARA ACTUAR PARA ALCANZAR

Escrito por laclavedelexito 08-08-2009 en General. Comentarios (5)
Ver: Ser - Hacer - Tener

COMPROMISO ES LO QUE SEPARA A LOS HACEDORES DE LOS SOÑADORES

Para un boxeador, es levantarse de la lona una vez más de las que ha sido tumbado.

Para un maratonista, es correr otras diez millas, cuando ya no le quedan fuerzas.

Para el soldado, es subir la colina, sin saber lo que le espera del otro lado.

Para el misionero, es decir adiós a su propia comodidad, para hacer a otros la vida mejor.

Para el líder, es todo eso y más porque cada uno de los que diriges está dependiendo de ti.

Si quieres ser un líder efectivo, tienes que comprometerte.

El verdadero compromiso inspira y atrae a la gente. Les muestra quetienes convicciones. Ellos creerán en ti solo si tú crees en tu causa.Como sucede con la ley no escrita, la gente acepta primero al líder,después su visión.

¿Cuál es la verdadera naturaleza del compromiso? Echa un vistazo a tres observaciones.

1. El compromiso empieza en el corazón (es ser antes de hacer: ejemplo de la dieta)

Algunas personas quieren que todo sea perfecto antes de comprometersecon algo. Pero el compromiso siempre precede a la acción. Dicen que enel Derby de Kentucky, el caballo ganador se queda sin oxígeno despuésde la primera media milla, y el resto de la distancia la corre con elcorazón.

Es por eso que todos los grandes atletas reconocen su importancia.Michael Jordan, leyenda de la NBA explica que «el corazón es lo quesepara lo bueno de lo grande». Si quieres influir en la vida de otraspersonas como líder, mira dentro de tu corazón para ver si estásrealmente comprometido.

2. El compromiso se prueba con la acción (es hacer)

Una cosa es hablar de compromiso y otra muy diferente es hacer algo encuanto a esto. La única medida real del compromiso es la acción. ArthurGordon lo dijo así: «Nada es más fácil que hablar palabras. Nada es másdifícil que vivirlas día tras día».

Alguien me contó de un juez que había ganado una elección para un cargoen un condado. Durante su discurso de aceptación, dijo: «Quiero dar lasgracias a las 424 personas que prometieron votar por mí. Quiero dar lasgracias a las 316 personas que dijeron que votaron por mí.

Quiero dar las gracias a las 47 personas que vinieron el pasado juevesa votar, y quiero agradecer a las 27 que realmente votaron por mí».¿Cómo te va cuando tienes que seguir adelante con tus propioscompromisos?

Ver: Ser - Hacer - Tener

3. El compromiso abre la puerta del logro (es tener)

Como líder, enfrentarás muchos obstáculos y oposiciones, si es que nolos has enfrentado ya. Habrá momentos en que el compromiso será loúnico que te impulse hacia adelante.

David McNally comentó, «El compromiso es el enemigo de la resistencia,porque es la promesa seria que nos presiona, que nos levanta, noimporta cuántas veces nos hayan derribado». Si quieres llegar a algúnlugar que valga la pena, tienes que comprometerte.

Cuando se trata de compromiso, hay realmente solo cuatro tipos de personas.

Los que no tienen objetivos y no se comprometen.

Los que no saben si pueden alcanzar sus objetivos, por lo que tienen miedo de comprometerse.

Los que empiezan a caminar hacia un objetivo pero se rinden cuando la situación se pone difícil.

Los que fijan metas, se comprometen con ellas y pagan el precio por alcanzarlas.

¿Qué tipo de persona eres tú? ¿Has estado alcanzando tus objetivos?¿Estás logrando todo lo que crees que puedes? ¿Cree la gente en ti y tesiguen fácilmente? Si tu respuesta a alguna de estas preguntas es no,el problema puede ser tu nivel de compromiso.

Para mejorar tu compromiso, haz lo siguiente:


Mídelo. A veces pensamos que estamos comprometidos con algo, peronuestras acciones indican lo contrario. Toma tu calendario y tuchequera. Invierte algunas horas revisando cómo gastas tu tiempo ydónde gastas tu dinero.

Mira cuánto tiempo inviertes en el trabajo, en el servicio a otros, conla familia, en actividades de salud y recreativas, y así por el estilo.Calcula cuánto dinero gastas en vivir, en pasatiempos, en desarrollopersonal, y en dar. Todas estas son una medida real de tu compromiso.Puede que te sorprendas de lo que descubras.

Asegúrate de saber por qué es que vale la pena morir. Una de laspreguntas que cada líder tiene que hacerse es, ¿qué es por lo que estoydispuesto a morir? Si llegas hasta ahí, ¿qué es lo que en la vida noserías capaz de dejar de hacer no importa cuáles sean lasconsecuencias? Pasa algún tiempo meditando en esto. Escribe lo quedescubras. Luego ve si tus acciones están en concordancia con tusideales.

Usa el método Edison. Si dar el primer paso hacia el compromiso es unproblema, trata de hacer lo que hizo Thomas A. Edison. Cuando teníaalguna idea nueva para un invento, llamaba a una conferencia de prensay anunciaba el invento. En seguida tenía que irse a su laboratorio ainventarlo. Haz tus planes públicos, y estarás más comprometido allevarlos a cabo.

Ver: Ser - Hacer - Tener